Definen la situación judicial del presunto novio de la joven que estaba desaparecida

Policiales Titulares

Tras encontrar sana y salva a la adolescente perdida, detuvieron e imputaron, hasta el momento, por “sustracción de menor” a un joven de 19 años con el que se encontraba.

La joven de 13 años que había desaparecido el martes pasado en horas de la tarde finalmente fue hallada este jueves por efectivos de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) de La Plata y La Matanza en un domicilio de Rafael Castillo.

G.P. se encontraba junto a un joven de 19 años, identificado como Brian Calviño, que la había albergado en su casa durante las últimas 48 horas de búsqueda incansable por parte de la familia y las fuerzas de seguridad. En teoría, se trataba de un supuesto noviazgo, aunque la familia desconocía esta situación.

El aprehendido.

En este marco, el joven fue detenido e imputado por el delito de “sustracción de menor”, mientras que la adolescente fue trasladada al Hospital de Niños Sor María Ludovica de la capital bonaerense, donde fue atendida y sometida a un reconocimiento médico.

La fiscal que tiene a cargo la causa, Virginia Bravo, analiza por estas horas la evidencia que se fue desprendiendo de declaraciones, imágenes y pericias diversas para determinar si cabe darle al caso una calificación legal diferente.

Se intentará comprobar si hubo, además de la sustracción de una menor de edad de su casa por 48 horas, algún tipo de abuso sexual, corrupción de menores, si fue un caso de grooming, entre otras hipótesis probables. El joven acusado se encuentra detenido en La Plata.

La fiscal del caso, Virginia Bravo.

Un caso que conmovió a la ciudad

Desde el mismo martes, miles de platenses comenzaron a compartir la imagen de la adolescente desaparecida para dar con su paradero, dándole al caso gran difusión. Imágenes que, una vez encontrada, se recomienda retirar de las redes sociales para respetar la intimidad de la menor.

Se realizaron rastrillajes con perros rastreadores el miércoles y jueves, además de seguir diferentes pistas en la investigación: por un lado, dos remiseros que decían haberla trasladado junto a otra joven de Hernández a Gonnet, y de allí a San Carlos; por el otro, la activación de su tarjeta SUBE en la estación de trenes de Gonnet, en Constitución y en un interno de la línea 174.

La búsqueda con perros rastreadores en las inmediaciones del domicilio de la adolescente, en Hernández.

Finalmente, la activación de la antena del celular de la joven en las cercanías de La Matanza abocó la investigación, en el transcurso del jueves, a la segunda hipótesis. Así dieron con el domicilio en que se encontraba la menor desaparecida, trascendiendo en las primeras horas que era el de un presunto novio.

Tagged