Buenos Aires: Los eventos más sabrosos en la provincia

Cultura Sociales


En Nueve de Julio, Chacabuco y Tandil el fin de semana tendrá sabor a matambre, empanada criolla y salame tandilero, propuestas gastronómicas que convocan a un importante número de personas tanto locales como de distritos cercanos.

El Provincial, ubicado en el municipio de Nueve de Julio,  que debe su nombre al ferrocarril de la Provincia que dejó de pasar por allí en 1961 celebrará este sábado la 9ª  Fiesta del Matambre en la que se conjugan el afecto por la cocina y también  el recuerdo del joven creador de la festividad, Abel Eduardo Balda, que falleció hace un tiempo.

“Hace unos años el municipio le pidió a cada pueblo que pensará una fiesta y a este chico Abel Balda se le ocurrió la del matambre”, relató el presidente del Club Social y Biblioteca 18 de octubre, Raúl Gianini, quien expresó: “La fiesta se ha tornado  una cuestión sentimental”.

En este sentido,  recordó que para la primera edición esperaban  “50 personas, algo más familiar pero llegaron entre 400 y 500. Nos sobrepasó” mientras que 2019 asistieron 5000 visitantes.

Para este año,  se encargaron 400 matambres que estarán bajo la supervisión de ocho asadores que encenderán el fuego cerca de las 19 al mismo tiempo para la ocasión  Silvia Balda, mamá de Abel, preparó 20 matambres arrollados.

La fiesta comenzará a las 20.30 y la entrada tendrá un valor de 150 pesos que estará destinada a la mejora del Club. Los visitantes además de saborear ese sandwich de carne crocante también podrán disfrutar de shows musicales al aire libre.

Otra comida criolla como la empanada tendrá su  18ª fiesta provincial en O’Higgins, partido de Chacabuco, desde este viernes hasta el domingo. La celebración en sus inicios “surgió como un festival folclórico para el pueblo para recaudar fondos para el cuartel de Bomberos Voluntarios”, explicó Natalia Ríos, quien actualmente trabaja como empleada administrativa de esa entidad.

Las instituciones locales serán las encargadas de la gastronomía de la fiesta  en la que participan pobladores de todas las edades que tendrán diferentes roles en la elaboración de las 15.000 empanadas.  Se necesitarán varias manos para pelar 14 bolsas de cebollas, cortar 18 hormas de queso, fraccionar 80 kilos de grasa y  condimentar 160 kilos de carne. La organizadora afirmó: “El año pasado no quedó nada”.

Ríos detalló que habrá empanadas de carne fritas y al horno; de jamón y queso, y pollo pero las primeras suelen ser las más elegidas por el público. La docena tendrá un valor de 400 pesos.

Para esta edición se esperan entre 1.500 y 2.000 personas por noche ya que además de los habitantes de Chacabuco llega gente desde Junín, Rojas, Salto y otras localidades aledañas.

Sin embargo no todo es gastronomía también habrá en la plaza San Martín  paseo de artesanos y sobre el escenario se presentarán este viernes “La 2001” y al día siguiente “Los Tipitos”.

Por otro lado, en Tandil se realizará hasta el domingo 9, el 37º Festival de la Sierra – Encuentro del Folclore y el Salame Tandilero, donde productores de este embutido buscarán batir su propio record.

El Consejo de Denominación de Origen Salame de Tandil intentará superar la marca de 2019 -87,56 metros de longitud y 262 kilogramos de peso- ya que este año buscarán acercar las dimensiones a la Estatua de la Libertad de Nueva York (EE.UU.), cuya altura alcanza los 93 metros.

Por eso el sábado a partir de las 22 en el Anfiteatro Martín Fierro de esa ciudad el cocinero Juan Braceli,  junto a los productores que integran esa entidad, realizarán una demostración de las particularidades del proceso del chacinado.

Asimismo,  por las noches el público  podrá vivenciar los fogones donde la música, los cantores, el folclore y el asado son protagonistas.

¿Que te parecio esta nota?

Deja tu opinion!

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

Deja un comentario